martes, 29 de diciembre de 2009

Recuerdos



De repente topamos con ellos, los recuerdos.

Nos esperan escondidos a la vuelta de la esquina para sorprendernos, y en cuanto nos reponemos de la impresión nos golpean directo al corazón.

Son esas antiguas fotografías, esos objetos casi apolillados por el olvido, esos viejos cuadernos en los que reflejábamos nuestros sentimientos cuando apenas habíamos aprendido a sentir. Poco conocíamos del amor, poco de sufrir y la felicidad era sólo una quimera que perseguir.

Son recuerdos que nos ponen el alma patas arriba, que llenan nuestra mente de risas, llanto, pena, nostalgia, cariño, dolor, añoranza, desprecio... y se agitan y mezclan en un cóctel de emociones que deja varios días de resaca.

Hiere hurgar en los dolores del pasado y comprobar que poco hemos aprendido desde entonces, que esos mismos textos podríamos haberlos escrito ayer, o quizá mañana.

Hiere también volver a mirar esas fotografías que jamás podrán repetirse, que ojalá no se repitan nunca o que ojalá no hubieran existido.

Hiere comprobar cuánto tiempo ha pasado y qué poco hemos avanzado en algunos aspectos. Duele azuzar las espinas del corazón.

Son esas pequeñas cosas... que hacen que lloremos cuando nadie nos ve.

--- xxx ---

(Joan Manuel Serrat)

Uno se cree
que las mató
el tiempo y la ausencia.
Pero su tren
vendió boleto
de ida y vuelta.
Son aquellas pequeñas cosas,
que nos dejó un tiempo de rosas
en un rincón,
en un papel
o en un cajón.

Como un ladrón
te acechan detrás
de la puerta.
Te tienen tan
a su merced
como hojas muertas
que el viento arrastra allá o aquí,
que te sonríen tristes y
nos hacen que
lloremos cuando
nadie nos ve.

12 comentarios:

J. eMe. dijo...

Duelen y sin embargo están ahí, forman parte de nosotros y nos han servido para aprender y construir lo que somos, lo que sentimos y lo que deseamos. Duelen, pero están ahí, siempre están ahí...

Besos cercanos querida Alís. Llueve en Galicia y esa lluvia encierra la melancolía de un ayer.

Adolfo Payés dijo...

Y esos recuerdos resucitan sentimientos que nos acompañan en el silencio de la vida..

Hermoso como siempre..e s un gusto inmenso leerte..

Un gusto compartir con vos este año que ya esta en su ruta final, y seguro seguiré siempre visitándote el próximo año..

Gracias por estar y compartir..

Que tengas una Buenísima semana, y mis mejores deseos para este año 2010 que ya esta a las puertas con nosotros..

Un abrazo muy grande lleno de cariño, respeto y admiración y que todo se cumpla en tus deseos..

Saludos fraternos

FELIZ 2010!!!

Fiebre dijo...

Demasiada nostalgia mi niña.

Quizá sea momento de mirar sólo para adelante. Es difícil, pero también se entrena uno, no creas.

Un beso.
Te estás convirtiendo en alguien muy cercana, a pesar de que aparentemente somos tan diferentes.

Alís dijo...

J.eMe: Duelen precisamente porque forman parte de nosotros. De no ser así, sería fácil ignorarlos.
Un beso grande para ti.

Adolfo: Para mí es un gusto inmenso recibir tu visita. Leerte es más que un gusto. Un fuerte abrazo.

Fiebre: Tienes razón, demasiada nostalgia. Pero no te equivoques, que no todo es melancolía. Estoy entrenando duramente.
También te siento muy cercana (tú lo eres) y me encanta empaparme de tu alegría. Cualquier día me apunto a una juerga contigo y así ves que también sé reír y bailar. Un beso enorme.

drapo dijo...

azuzadito lo tengo!



biquiños

Alís dijo...

Drapo, espero que no sea con espinas.
Biquiños

Albino dijo...

A lo largo de los años, y en esto tengo mucha experiencia, hay recuerdos de algo que nunca se quisiera olvidar y otros de algo que no se quisiera haber vivido, pero es preciso soportarlo todo y hacer, en el cerebro, espacios para las dos cosas.
Tu misma me has traido recuerdos de tiempos ya un poco lejanos. Y sabes bien que en aquel momento hubo rosas y espinas profesionales. Pues me quedo con las rosas, y una de ellas eres tu y mando las espinas "al carallo"
Un beso y bienvenida

eva-la-zarzamora dijo...

Y sin esas pequeñas cosas, aprendamos de ellas o no, no seríamos nosotros.
Feliz 2010.

Un beso enorme.

Alís dijo...

Albino: Gracias. Muchas gracias por tus palabras. Voy a intentar hacer como tú y mandar las espinas "al carallo". Me gustó.
Un beso y hasta muy pronto.

Eva: Sí, somos el resultado de todo lo que vivimos. Un beso enorme también para ti y feliz año nuevo.

MarianGardi dijo...

Alis, tienes un premio en mi blog, has de colgarlo en el tuyo, si no sabes cómo, escríbeme y te diré como se sube.
Beso y feliz entrada en el Año Nuevo

Nela dijo...

Una vez leí algo así ”Lo que no se convierte en recuerdo, no fué”...los recuerdos buenos, malos...pero muchos por favor, señal que estamos vivos y la vida no nos es indiferente.
Besos

Alís dijo...

Marian: Muchísimas gracias por ese premio que creo que no merezco, pero que me emocionó mucho. Ya está colocado aquí. Espero que así se haga.
Besos y muy, muy feliz año nuevo

Nela: A mí me encanta construir nuevos recuerdos porque, como tú dices, son señal de vida. Muchas gracias, muchos besos y mucha felicidad para el nuevo año.